Aprende cómo manejar las emociones

¿Cómo manejar las emociones cuando enfrentas tiempos difíciles?

Las experiencias adversas producen negatividad y mucha ansiedad. Y bajo estado es casi imposible encontrar solución a los problemas. La clave en estos casos es saber cómo manejar las emociones para no permitir que esas situaciones te sobrepasen.

Aprender a manejar las emociones en medio de tiempos complicados, evitará que los problemas crezcan más de lo necesario. Además, es una buena forma de cultivar la inteligencia emocional cuando las cosas no marchan como esperas.

En este post encontrarás seis prácticas útiles que te ayudarán a gestionar las emociones durante tiempos difíciles.  

¿Por qué aprender cómo manejar las emociones en tiempos difíciles?

Las emociones son sentimientos inherentes del ser humano. Las emociones pueden ser la mayor fortaleza y fuente de felicidad. Pero, también pueden significar una gran debilidad si no se gestionan de forma apropiada.

No saber cómo manejar las emociones abre paso a la toma de malas decisiones y a sentimientos negativos que poco aportarán a la búsqueda de soluciones. Por eso, es necesario encontrar herramientas internas que te permitan superar los momentos difíciles.

Aprender cómo manejar las emociones no solo es importante para tu vida personal sino también profesional. A mayor inteligencia emocional mayor capacidad para desarrollar relaciones interpersonales. 

Consejos para tener más habilidad al gestionar las emociones

La vida es, cuanto menos, impredecible. Esto quiere decir que, así como puedes atravesar situaciones satisfactorias, también puedes experimentar estados de vulnerabilidad emocional.

No hay existen fórmulas mágicas que eviten la llegada de tiempos difíciles. Más sí hay pautas que puedes poner en práctica para sacar lo mejor de ti en medio de cada dificultad. Toma nota de los siguientes consejos.

Mantenerte en forma es importante

Cuando los tiempos son desfavorables, la autoestima es una de las herramientas más efectivas a tu favor. Estar en buena forma física no solo ayuda a tener buena salud, sino también mental y emocional.

Expertos afirman que las personas que se ejercitan con frecuencia son menos propensas a padecer depresión y ansiedad. Además, el ejercicio es una distracción saludable que reduce los efectos causados por el estrés y la hiperactividad.  

cómo manejar las emociones técnicas

Más que una sesión en el gimnasio, los expertos aconsejan actividades que favorezcan la exposición a ambientes naturales y relajantes. En ese sentido, una caminata al aire libre o una hora de natación son excelentes alternativas para ejercitarte y estar en forma.

Practicar mindfulness es una manera de estar en equilibrio

El mindfulness o atención plena es una forma de meditación que permite tener mayor consciencia sobre las sensaciones y percepciones internas. Pero, ¿cómo puede ayudarte esta técnica en la administración de tus emociones?

El mindfulness contribuye a lograr un estado de conciencia pleno sobre experiencias o situaciones presentes. Ese estado de conciencia hace posible ver los problemas con claridad y

La meditación puede enfocar tus pensamientos en el presente, lo cual es clave para dejar fluir las situaciones de forma natural. Entendiendo que hay acontecimientos sobre los que no tienes poder, culpa o responsabilidad.

servicio funerario

Dormir bien es básico

A veces, las acciones más simples suelen ser la clave para solucionar cualquier problema. Y dormir puede ser más que una práctica diaria necesaria para reponer fuerzas.

De acuerdo con estudios, el sueño es altamente efectivo para regular las emociones negativas. Según expertos, quienes duermen entre 7-8 horas tienen mejores respuestas a los problemas y mayor capacidad para manejar situaciones estresantes.

Un buen descanso ayuda a cristalizar emociones y tener mejor control sobre cómo te sientes en momentos adversos. La capacidad para tomar decisiones también mejora tras una buena sesión de sueño.

Una siesta, sin duda, puede ser la receta más efectiva para aclarar una mente nublada y calmar situaciones críticas.  

Deja de repetirte cosas en la cabeza continuamente

En circunstancias complejas cargar tu mente de ideas repetidas solo aumenta el malestar. Quedarte enganchado a los mismos pensamientos te provocará un sufrimiento innecesario.  

Además, esta es una conducta que neutraliza la posibilidad de encontrar salidas coherentes a los problemas. La buena noticia es que hay soluciones simples de las que puedes echar mano para manejar este comportamiento:

  • No le temas a la incertidumbre, aprende a tolerar lo desconocido.
  • Presta menos atención a situaciones en las que la solución está fuera de tu alcance.
  • Desecha los pensamientos negativos.
  • Aprende lo más importante “nada en la vida es tan terrible y todo tiene una solución”.

Las relaciones personales son un pilar fundamental

El trato con otras personas, ya sean familiares, amigos, compañeros de trabajo o incluso desconocidos produce emociones de todo tipo. Pero debes procurar sobre todo aquellas relaciones que te generen bienestar a nivel emocional.

cómo manejar las emociones técnicas con personas

Las relaciones interpersonales sanas y satisfactorias te permiten conocer puntos de vista distintos al tuyo. El contacto con tu entorno te deja saber cómo hacen los demás para manejar sus emociones en situaciones complejas.

Esto es algo que puede ayudarte a descubrir nuevas formas de lidiar con problemas que afectan tus emociones y estado anímico.

Busca ayuda psicológica

El apoyo de profesionales es sumamente útil, puesto que poseen la perspectiva correcta para ayudarte a manejar las emociones. La ayuda de expertos es necesaria sobre todo cuando el malestar ha generado episodios de depresión o violencia.

Si sientes que ninguna de las estrategias que has aplicado de forma personal funciona, entonces busca terapia psicológica. La orientación profesional te facilitará las herramientas idóneas para sanar y canalizar tus problemas de forma apropiada. 

Conclusiones

Lograr autocontrol ante las diferentes situaciones que se presentan en la cotidianidad puede parecer tarea sencilla. Sin embargo, hay circunstancias que escapan de nuestras manos y se convierten en todo un desafío a nivel emocional.

Apoyarte en la meditación, en hábitos saludables, en las relaciones interpersonales y en la ayuda profesional es clave para que aprendas cómo manejar las emociones.

En KASU queremos acompañarte durante los tiempos difíciles. Por eso, nuestros productos están diseñados para brindarte tranquilidad y bienestar en las situaciones más adversas que puedas atravesar.

Compartir:

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *