remoción del fiduciario

5 causas principales que provocan la remoción, cese o reemplazo de un fiduciario

Cuando contratas un fideicomiso lo haces a través de un fiduciario. Esta es la persona física o jurídica que se encargará de administrar las aportaciones que realices por el tiempo que estipule el contrato.

No solo se ocupará de captar tu dinero, sino también de invertirlo para generar rendimientos. Así, los recursos obtenidos serán destinados a un beneficiario que hayas designado previamente.

Hay ciertos aspectos que debes considerar antes de firmar cualquier fideicomiso. En este artículo te contamos el alcance que tiene el fiduciario y cuáles son las causas más comunes que originan su remoción.

¿Qué es un fiduciario?

Es la persona física o jurídica encargada de administrar, a través de un fideicomiso, los bienes de otra persona o fideicomitente.

Mediante contrato, el fiduciario se convierte en titular del patrimonio del fideicomitente. Así, es responsable de guardar o invertir dichos bienes.

En México, solo las instituciones de crédito, de seguros y algunas financieras están autorizadas para operar como fiduciarias.

Así mismo, la actividad de las compañías fiduciarias están reguladas por las siguientes autoridades:

  • Banco de México (Banxico)
  • Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV)
  • Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP)

Importancia de tener un fiduciario

Con el fin de entender más claramente sobre la importancia de la figura fiduciaria, es esencial que hablemos del fideicomiso.

Los fideicomisos son instrumentos financieros que sirven para proteger un patrimonio. Así garantizan que los bienes entregados al fiduciario puedan usarse en el futuro para beneficio de un tercero.

fideicomiso y fiduciario

Por ejemplo, si quieres garantizar el pago de la universidad de tu hijo en el futuro, puedes contratar un fideicomiso. La empresa a la que asignas tus ahorros debe encargarse de administrar e invertir dichos bienes con el fin de generar un rendimiento.

Ese rendimiento representa el recurso económico que servirá para pagar los gastos universitarios de tu hijo.

El fiduciario se responsabiliza por el resguardo de los recursos que le fueron asignados. Además, debe garantizar que la utilidad generada de las inversiones sea destinada al fin establecido en el contrato.

Contar con un fiduciario es clave para brindarte el acompañamiento legal y financiero que requieres para rentabilizar tu dinero.

¿Cuál es el alcance de un fiduciario

El fiduciario tiene la obligación de responder por los bienes del fideicomitente. Igualmente, debe recordar el alcance de su labor mientras los maneja.

Así que, los deberes básicos del fiduciario son:

  • Actuar únicamente en el mejor interés del fideicomitente.
  • Administrar el dinero y los bienes que le fueron asignados de forma cuidadosa.
  • Llevar registros detallados de todos los movimientos realizados.
  • Mantener el dinero y los bienes del fideicomitente separados de los propios.

Causas que provocan la remoción, cese o reemplazo de un fiduciario

Como lo mencionamos anteriormente, la labor del fiduciario está regulada por entes del Estado. Dichas instituciones velarán por el cumplimiento de la ley por parte del fiduciario para garantizar la transparencia de sus actividades.

Por otro lado, como fideicomitente debes estar al tanto de lo que establece la ley en el supuesto de que la empresa incumpla sus obligaciones.

En ese caso, el fiduciario sería removido de sus responsabilidades. Cabe destacar que la empresa fiduciaria sólo será cesada de sus funciones por motivos fundados y no por otra razón.

remoción de fiduciario

La remoción del fiduciario debe estar estipulada en el contrato de fideicomiso y ha de ser solicitada por una persona legitimada. Igualmente, esta debe ser seleccionada previamente por las autoridades competentes.

El fiduciario será cesado de sus responsabilidades si se comprueba que hubo:

  1. Incumplimiento de obligaciones
  2. Falta de diligencia o delito contra los bienes del fideicomitente
  3. Muerte o incapacidad del fiduciario
  4. Quiebra o liquidación del fiduciario
  5. Renuncia del fiduciario

¿Cómo evaluar la seguridad de la inversión a un fiduciario

Antes de contratar un fideicomiso es necesario que evalúes las cualidades que debe tener un buen fiduciario. Para ello, enlistamos los requisitos que debes tener en cuenta:

Que el producto cuente con el respaldo de alguna institución

Es esencial que el fiduciario sea aprobado por la entidad regulatoria. Este punto tiene especial relevancia, ya que se trata de la empresa que custodiará, administrará e invertirá tus bienes.

Rendimiento de las aportaciones

Asegúrate que el fiduciario te aclare en qué tipo de instrumentos invierte las aportaciones. Esto será clave para conocer el tipo de rendimiento que generará la inversión. Para que la utilidad sea rentable, debe ser superior a la inflación.

Protección por muerte o invalidez

El contrato debe establecer cláusulas que especifiquen qué sucede con el dinero en caso de muerte o invalidez. De esta forma, garantizas que tu beneficiario reciba los recursos en el futuro si algo llegara a sucederte.

Fin específico de los bienes

Es importante que leas detenidamente el documento de contrato para asegurar que todo esté en orden al respecto. El dinero ahorrado debe ser estrictamente destinado al fin establecido en el contrato, ya sea para estudios, retiro o servicios funerarios.

Conclusiones

Como puedes ver, el fiduciario tiene un peso importante en el fideicomiso. Por lo tanto, debes analizar minuciosamente a la figura que contratarás para que administre tus bienes.

De ello dependerá en gran medida la experiencia de inversión que tendrás. En KASU contamos con un equipo especializado en el área de fideicomiso y orientado a ofrecerte un producto de calidad que te permite proteger tu patrimonio y tu familia. Contáctanos para asesorarte.

Compartir:

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *