5 extrañas prácticas fúnebres

Prácticas y rituales muy extraños para nosotros, pero con una carga simbólica muy profunda para ellos.

Esta entrada se asemejará un poco al programa de televisión ficticio de ‘Mundo enfermo y triste’ que salía en la serie animada de MTV; ‘Daria’. En esta redacción mencionaremos 5 de los rituales fúnebres más extraños que hay en diversas partes del mundo.

1… En Sudamérica, específicamente en Venezuela y en Brasil existe la tribu de los yanomami, Ellos consumen los cadáveres de sus seres queridos. Dejan reposar las cenizas en un transcurso de un año, posteriormente llevan a cabo un rito y consumen los restos del cuerpo en una sopa de plátano. Todo esto en señal de respeto a la familia y al fallecido. A esto se le llama endocanibalismo.

2… En Indonesia, país perteneciente al continente de Oceanía radica un grupo étnico llamado los toraja, la cual practica el Aluk. Ellos tienen la creencia que el alma nunca abandona nuestro cuerpo cuando fallecemos. Por ello, conservan a la persona fallecida durante muchas semanas, e incluso meses y se le trata como si fuese una persona enferma. Antes de que se lleve a cabo la inhumación, el cuerpo deberá ser paseado por las calles de todo el pueblo y acompañado por sus seres queridos.


Este artículo te puede interesar

Una práctica muy extraña para el hemisferio occidental, pero para los budistas tiene un gran significado religioso.

3… En la ‘isla del encanto’, los boricuas tienen una peculiar forma de honrar a sus difuntos. Pues en Puerto Rico colocan el cuerpo en una pose en la parezca que están haciendo la actividad que más les gustaba en vida.

4… El Famadihana es una costumbre de Madagascar que se traduce como ‘el regreso de la muerte’. Los malagasi es una etnia que radica en dicha isla africana. La práctica consiste en visitar los cuerpos de sus seres queridos después de siete años de fallecidos. Los envuelven en sábanas totalmente nuevas y se inicia una marcha donde la comida no falta. La música y los bailes alrededor de la tumba nunca hacen falta.

5… Algunas etnias de China, Filipinas e Indonesia comúnmente cuelgan los ataúdes de los fallecidos en acantilados y precipicios. Ellos tienen la creencia que al estar en lo alto como en un monte, los difuntos están más cerca del cielo.