Qué es un plan personal de retiro

¿Quiénes pueden adquirir un plan personal de retiro?

Llegar a la tercera edad y contar con solvencia económica, debería estar entre principales objetivos de vida a futuro. Incluso cuando falte mucho para esa etapa, es necesario pensar en el Plan Personal de Retiro ideal para ti.

Comenzar cuanto antes a construir un ahorro sólido será esencial para tener una vida más tranquila mañana. Aprovechar la etapa en la que cuentas con más vitalidad, energía y mejores ingresos económicos, sin duda hará la diferencia.

Si requieres una buena estrategia de previsión, pero no sabes por dónde empezar, aquí tienes una guía completa para saber cómo funciona un Plan Personal de Retiro y cuáles son sus principales ventajas.

¿Qué es un plan personal de retiro?

Es un instrumento de inversión con el que aseguras un beneficio económico cuando llegue la etapa del retiro (65 años). También puedes gozar de este beneficio en caso de invalidez o incapacidad, de acuerdo con lo establecido en las leyes de seguridad social.

El Plan Personal de Retiro ofrece un rendimiento muy superior a otros productos similares que ofrece el mercado. Además, permite disfrutar de beneficios fiscales y otras ventajas de las que comentaremos más adelante.

 ¿Cómo funciona el plan personal de retiro?

Para acceder a este instrumento financiero, debes abrir una cuenta en una institución autorizada por el Sistema de Administración Tributaria (SAT). Aseguradoras, bancos u operadoras de fondos de inversión son los organismos que ofrecen este tipo de instrumentos.

Una vez tengas tu cuenta, deberás realizar aportes, cuyo monto dependerá del plan que elijas según tus posibilidades económicas.

Cómo funciona un plan personal de retiro

El monto de esas aportaciones, estarán sujetas a la cantidad de dinero que desees recibir una vez que te retires. Hay planes que incluso te permiten elevar los aportes con el paso del tiempo, si así lo deseas.

Ventajas del plan personal de retiro

Las ventajas que ofrece un Plan Personal de Retiro son innumerables, sin embargo, resumimos a continuación, los beneficios más importantes de este tipo de instrumento.

  • Contar con productos o servicios adicionales.
  • Obtener mejores rendimientos a diferencia de otros instrumentos similares.
  • Gozar de deducciones al momento de pagar el Impuesto Sobre la Renta (ISR).
  • Garantizar una calidad de vida digna durante la vejez.

Personas que pueden adquirir un plan de retiro

A continuación, te contamos sobre los perfiles de personas para los que este instrumento resulta la mejor opción de inversión para el retiro.

Freelancers

Ser trabajador independiente tiene un sinfín de ventajas. Tienes potestad sobre tus decisiones de trabajo y autonomía en cuanto a horarios. Pero, al mismo tiempo requieres mayor disciplina en el aspecto financiero.

Al no contar con los mismos planes de previsión social que tienen los trabajadores dependientes, como freelancer, debes ser responsables de lo que ahorras para tu vejez.

Quiénes accede a un plan personal de retiro

Esta modalidad de trabajo implica que los ingresos varían constantemente. Por lo que, un Plan Personal de Retiro luce como una buena alternativa de previsión para tener una jubilación más tranquila y segura a nivel económico.

Comerciantes

Generalmente este tipo de perfil opta por instrumentos de ahorro que funcionan como complemento financiero a otros planes. Es decir, productos que sirvan de empuje adicional a las ganancias que obtienen a través de otras inversiones.

En este sentido, un Plan Personal de Retiro se traduce en un producto ideal para perfiles que superan los 40 años. Generalmente, se trata de dueños de negocios o emprendedores que buscan un buen rendimiento a largo plazo y con un mínimo riesgo.

Empleados que no quieren usar su Afore

En las Afores los empleados realizan aportes mensuales en una cuenta administrada por entidades financieras. A esos recursos no solo aporta el trabajador, también se suman cuotas que realiza el patrón y el gobierno (sistema tripartita).

Hay casos en que el trabajador decide no hacer uso de su Afore. Esto se debe a que prefiere un instrumento personalizado, que se regula por un régimen de inversión menos estricto.

Además, no todas las Afores gozan de beneficios fiscales, por lo cual muchos empleados prefieren un Plan Personal de Retiro.

Empleados que quieren completar su Afore

Por otro lado, están los trabajadores que optan por un plan mixto para el retiro. Con lo cual buscan tener más de una alternativa, para buscar obtener un ahorro más sólido para la vejez.

Un plan alterno para el retiro también amplía el portafolio de inversiones. Esta es una estrategia que al final genera más y mejores ingresos cuando la vida laboral alcanza su término.

Conclusiones

El mejor momento para iniciar un plan de ahorro para el retiro es cuando inicias tu vida laboral. Mientras más tardes comiences, la cantidad para los aportes mensuales será mucho mayor y la estabilidad de tus finanzas se podría ver comprometida.

Como puedes ver, el tiempo es clave. Por ello, si estás pensando en contratar un Plan Personal de Retiro, es mejor hacerlo cuanto antes. De esta forma, estarás mejorando el panorama de los recursos económicos que recibirás en los años dorados.

En KASU te ofrecemos la asesoría y el acompañamiento que necesitas para un mejor futuro. Consulta con nuestro equipo de profesionales sobre el plan de retiro más conveniente para ti.

Compartir:

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *